Saltar al contenido
Closer Marketing

La red social que mejor funcionará con tu negocio es aquella en la que se encuentren tus clientes

¿Obvio, verdad? Pues no debe serlo tanto cuando una de las preguntas más recurrentes es: “¿Deberíamos estar en Facebook?

Bueno, si aún dudas de la presencia de tu empresa, marca o negocio local en Facebook es que o bien tus clientes son mayores de 70 años y no fueron a la escuela o bien son menores de 13 y están Tuenti (o eso dicen a sus padres). Pero el resto, creo que estamos casi todos en el “Face” y si no en Twiiter o Linkedin.

Para poner cifras al asunto, existen más de 17.000.000 de perfiles de Facebook en España, cuando el récord de audiencia de la historia de la TV lo ostenta la final del mundial 2010 con 15.600.000 de espectadores en el momento más álgido. Entonces, ¿existe algún otro medio de comunicación con más audiencia que Facebook? NO.

¿Cómo sé si mi público está en una red social?

Lo primero que tendrás que hacer es analizar y conocer a tu audiencia. Qué hace, por dónde se mueve, cuáles son sus gustos, dónde se dejan el dinero. Y para esto, qué mejor que tú mismo, que tratas a diario con ellos para conocerlos. También puedes dedicar tiempo a investigar cada una de las redes sociales existentes.

O cabe la posibilidad, aunque no sea la más habitual, de contratar los servicios de una empresa especializada en medios sociales. (Esto lo digo con ironía, claro, porque ya sabemos todos que siempre hay un cuñado que hace webs, una sobrina que domina Facebook y una suegra que escribe su blog. Pero a diferencia de muchos, nosotros no le pagaríamos un euro a ninguno de ellos, por más majos que fueran.)

¿Qué red social me puede ser útil?

Quizá tus clientes estén mucho por Pinterest o Fancy, recopilando contenidos sobre una o varias temáticas de interés.

Puede que a tu público lo que más le interese sea buscar los contenidos por Google porque no se fían de la publicidad convencional, entonces necesitarás un blog y un buen SEO, pero no estará de más que tengas perfiles activos para compartir los contenidos en Facebook o Twitter.

También podría pasar que a los consumidores a los que quieres llegar les encanten los vídeo-tutoriales de “cómo se hace”, en cuyo caso está claro que deberías tener una estrategia de video contenido y un canal de Youtube que sacara chispas.

Si lo tuyo es la gastronomía o la moda, puede que te interese estar en Instagram y hacer lucir tus creaciones con los filtros más usados del momento.

Tal vez, lo que haga tu empresa sea ofrecer servicios B2B, con lo que el lugar en el que deberías invertir más esfuerzos es en Linkedin.